Carolina Palma Mochón:

Una abogada andaluza en la Serranía Baja de Cuenca.

Texto y foto: Francisco J. Vázquez | Publicado: 18 de marzo de 2024.

Hay muchas personas que deciden dar un cambio a su vida por mil motivos. Y esos cambios muchas veces derivan a cambiar también de aires. El caso de Carolina Palma Mochón no es único, pero sí llamativo. Una abogada andaluza (de Granada) con años de experiencia en Málaga, cartera de clientes extensa y fama de dura en los tribunales, decide cambiar la vorágine de la gran ciudad por un apartado pueblo de la Serranía Baja de Cuenca. Y la apuesta le ha salido ganadora...

 

Cambiar una gran ciudad como Málaga por un pueblo en la Serranía Baja de Cuenca es un gran cambio. ¿Cómo fue la decisión?

Fue una decisión muy meditada en el tiempo, nada impulsiva. Mi marido y yo llevábamos algo más de año y medio pensando en la posibilidad de dejar la gran ciudad. Buscábamos cambiar de aires y de vida, bajar el estrés, acabar en un lugar más tranquilo en el que poder trabajar para vivir, no vivir para trabajar. Y a finales de 2022 decidimos dar el paso y en mayo de 2023 llegamos aquí.

¿Y cómo acabasteis en la Serranía Baja de Cuenca?

La verdad es que fue mera casualidad. Ya te digo que llevábamos tiempo meditando el tema. Y casi puedo decirte con total seguridad que unos meses antes teníamos claro que nos íbamos a alguna zona de Galicia o de Castilla León. En ningún momento se nos pasó por la cabeza Cuenca provincia. 

Pero como te digo, entre la numerosa información que teníamos estaba la del Proyecto Arraigo y a través de su técnico en la zona, José María Crespo, nos hizo venir a visitar un par de pueblos. Cuando descubrimos el entorno lleno de bosques, ríos, lagos, animales salvajes (ciervos, gamos, jabalíes...) tuvimos claro que aquí era donde queríamos venir. Y aquí nos tienes.

Eres abogada, administradora de fincas, docente y perito judicial, entre otras muchas cosas. ¿Cómo has encajado en un pueblo como Cañete?

Ciertamente mejor de lo que podía imaginar. Llegar a un lugar como éste y plantearse qué hacer es algo que uno no tiene la suerte de poder realizarlo en otro lugar. Quiero decir, llevo como abogada desde 2011 en Málaga y al llegar aquí he tenido la opción de hacer otras cosas que no estaban relacionadas con el Derecho. El entorno, su economía y sus gentes me lo permitían. Podía haber cambiado radicalmente de vida. Pero cuando uno analiza las cosas con calma, sin sobresaltos, se da cuenta que no sólo mi profesión me gusta, sino que aquí hay un nicho de mercado grandísimo.

¿A qué te refieres con un nicho de mercado?    

Pues me refiero a que si bien en la capital hay muchos abogados no ocurre lo mismo en los pueblos. Y al final es lo que se suele decir, no tienes que inventar un proyecto, sino traer el que ya tenías como bagaje de vida donde no lo hay. 

Abrir un Despacho Profesional en Cañete supuso permitir que la gente que vive no sólo aquí, sino en los pueblos de alrededor, tengan un lugar donde resolver dudas, donde aclarar temas con la Administración, resolver problemas, y ello sin necesidad de desplazarse más de lo extrictamente necesario. 

Entonces, ¿va bien la cosa?

Francamente bien. Es más, te diría que no estamos al día de trabajo porque el volumen que tenemos es tan alto que nos resulta francamente imposible atender hoy día la demanda.

Entonces el estrés de Málaga ¿lo mantienes? 

Hombre, no es el mismo. Ten en cuenta que en Málaga el 90% del trabajo que tenía era judicial, mientras que aquí es al contrario. Casi todo menos cosas muy puntuales es extrajudicial, y eso se nota.

¿Qué temas son los que más te demandadn en tu nuevo Despacho?

Pues aunque parezca paradójico por ser una zona meramente rural hay muchísimo tema inmobiliario porque es una zona donde se ha trabajado desde siempre con el contrato privado de compraventa y eso es algo que no casa bien con los bancos. Y a día de hoy no todo el mundo tiene dinero ahorrado para comprar una propiedad, así que hay que arreglar mucha documentación.

También hay temas de herencias que suelen estar anquilosadas en el tiempo y que poco a poco se van arreglando. O la puesta en marcha de empresas, porque se ve que la zona está en el punto de mira de emprendedores que están empezando a asentarse con nuevos negocios en un lugar con muchísimas posibilidades.

Y especialmente temas con las Administraciones: Hacienda, Seguridad Social, Tráfico, Subdelegación de Gobierno, Trabajo...

Todo lo que me estás contado son temas extrajudiciales. ¿Has dejado los juzgados?

Para nada. Estoy en los Juzgados de Cuenca tanto por lo privado como en el Turno de Oficio. Y hay temas, no creas. Lo que sí pasa es que en Málaga casi todo lo que llevaba era judicial, prácticamente vivía en los Juzgados por las mañanas. Aquí casi todo es fuera de ellos. Y cuando hay que estar, de momento, no son temas de especial complejidad.

También es cierto que muchos de esos temas extrajudiciales los estamos llevando porque si bien no son difíciles, sí son laboriosos e implican que el cliente no tenga que ir a hacerlos en la capital, porque muchos requieren de más de un viaje y eso si la documentación y lo que conlleva va bien. Además, que los clientes prefieren que vayas tú para evitar demoras o errores. 

Por eso te digo que los Juzgados no se dejan nunca. Aunque los visito menos que antes, las cosas como son. 

¿Ha mejorado tu trabajo respecto a tu ubicación anterior?

Muchísimo. Ten en cuenta que Málaga es una ciudad enorme, con una Ciudad de la Justicia que alberga decenas de juzgados entre lo penal, lo social, civil, contencioso administrativo, mercantil, violencia de género... La temática de los asuntos era variadísima. Allí también los temas administrativos eran un mundo, especialmente los plazos y las citas, sin incluir las distancias. 

Aquí es relativamente más sencillo porque las distancias son menores, los plazos se acortan ante las citas y la localización de muchos de los organismos a los que hay que acudir están en un radio de no más de un kilómetro, salvo excepciones.

Por ponerte sólo un ejemplo, si te fijas en la enorme mayoría de ayuntamientos de la provincia cualquier gestión es prácticamente inmediata salvo excepciones puntuales: te presentas, solicitas lo que quieres y te dan. Cuanto más grande es la ciudad, más se demora un asunto, porque no puedes presentarte sin más como aquí: llamas, te dan cita, acudes, solicitas y, si se tercia y pueden, te lo resuelven. Si no es posible, se demora la contestación. 

Pero imagino que algo echarás de menos de Málaga, ¿no?

Por supuesto. Ha sido mi casa durante dieciocho años. Muchísimas, y no sólo el mar. Una de las que más, sin dudar, es el tema de las tapas y las cañas y los horarios de los establecimientos. ¡Qué poca variedad hay aquí y qué limitado en el tiempo! 

Y ¿cosas que te han sorprendido que no te esperabas?

También muy fácil. Algo te he comentado antes. Nunca pensé que la provincia de Cuenca fuese un vergel. A ver, estaba acostumbrada a pasar en coche por La Mancha cuando iba a juicios a Madrid desde Andalucía y veía páramos llanos, sin arboledas. Aquí he descubierto lugares paradisiacos, bosques, ríos caudalosos, lagunas enormes, cascadas, animales salvajes que se te cruzan por la carretera, castillos, pueblos medievales... En fin, una locura. Es lo que más me ha sorprendido.

También me ha sorprendido que haya pueblos tan maravillosos con tan poca población cuidados, de piedra, con trazados de cuento de hadas. Digamos que si te gusta la naturaleza, la fotografía y la tranquilidad, sin duda éste es tu sitio.

¿Recomedarías, pues, dar el paso que tú diste a otros?

Si lo tienen claro, sin dudarlo. Eso sí, sin impulsos porque las cosas que van por impulsos no suelen salir bien. En cualquier caso antes de dar el paso de venirse a un sitio como éste hay que estudiar los pros y contras, y contactar con gente o entidades del entorno que pueda solucionarte las dudas que a todos nos surgen.

Hacer un cambio no es un huevo que se echa a freír. Hay mil cosas que sopesar y nunca está de más pedir ayuda para algo tan grande e importante como ésto.
 

Sobre Carolina:

Carolina Palma Mochón es actualmente Abogada colegiada del ICA Cuenca, Administradora de Fincas colegiada en el CAF de Albacete y Cuenca, Perito Inmobiliario y Judicial, Docente (Preparadora de Notarías y Registros) y Dinamizadora de Plataformas Moodle para Cursos de Formación.

Ha sido durante varios años Secretaria de la Sección de Prevención del Blanqueo de Capitales y Financiación del Terrorismo del Colegio de Abogados de Málaga. 

Es especialista en temas civiles, penales, inmobiliarios, También está comprometida en la lucha contra la Violencia de Género. 

Su ámbito de actuación comprende todo el territorio nacional, actuando habitualmente en provincias como Cuenca, Madrid, Valencia, Málaga, Granada, Sevilla y Toledo, entre otros.

Contacto:

Dirección:

Calle La Muralla, 25 

16300 Cañete (Cuenca).

Teléfonos: 

969.210.952

649.728.024

Móvil URGENCIAS: 

747.453.949

E-mail: 

info@palmamochon.com

Web:

www.palmamochon.com

©2023-2024 Cuencadesconocida.es.

Plaza Palacio del Marqués 13, 16300 Cañete (Cuenca)

Móvil: +34 652276322 - E-mail: contacto@cuencadesconocida.es

 

¿QUIERES SER PATROCINADOR? ¡ENTRA AQUÍ!

Necesitamos su consentimiento para cargar las traducciones

Utilizamos un servicio de terceros para traducir el contenido del sitio web que puede recopilar datos sobre su actividad. Por favor revise los detalles en la política de privacidad y acepte el servicio para ver las traducciones.